Galletas de dos colores

Las galletas de dos colores son muy resultonas y más sencillas de preparar de lo que parecen. La combinación de masa natural y masa de cacao es la más frecuente y además está muy buena. Utilizando colorantes, se pueden conseguir gran variedad de diseños.

Ingredientes para unas 40 galletas de dos colores

  • 320 g de harina
  • 150 de mantequilla
  • 120 azúcar
  • 1 huevo (50 g)
  • 10 g de cacao en polvo

En primer lugar, abrir el huevo y pesar, quitar la cantidad de clara necesaria hasta que queden 50 g. Echar la clara sobrante sobre el cacao en polvo, completar con un poco de agua hasta conseguir una crema espesa.

Batir el azúcar con la mantequilla blanda, añadir el huevo, seguir batiendo hasta conseguir una mezcla uniforme.

Tamizar la harina y añadir a la mezcla anterior. Amasar hasta que se forme una bola.

Dividir la masa en dos mitades, añadir a una mitad el cacao, amasar para conseguir una masa homogénea. Estirar cada una con el rodillo entre dos papeles de horno hasta un grosor de 5 mm.

Enfriar durante media hora. Cortar las galletas con el cortapastas elegido y colocar separadas en una bandeja de horno cubierta con papel vegetal.

Repetir con la masa de chocolate.

Con un cortador pequeño, cortar el centro de cada galleta, congelar estas galletitas para que no se deformen.

Colocar las formas congeladas en el hueco de las galletas del color contrario, como se ve en la foto.

Cocer en el horno caliente a 180ºcon calor arriba y abajo durante 12 o 15 minutos hasta que estén ligeramente doradas.

Antes de separarlas de la bandeja del horno se dejar enfriar unos minutos para que no se rompan. Después se pasan a una rejilla para que se enfríen completamente. Una vez frías, conservar en un recipiente hermético.

galletas de dos colores_deta

Las galletas de dos colores son estupendas para regalar, en esta ocasión, serán para el nieto de mi hermana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.