Tarta sopa de letras

Esta tarta sopa de letras, es un cheesecake brownie, formado por una capa de brownie y otra de cheesecake.

Está decorada con galletas de yema que esconden nombres en una sopa de letras.

Ingredientes para una tarta sopa de letras de 21 cm de lado.

Galletas de yema

  • 100 g de harina
  • 70 g de mantequilla
  • 60 g de azúcar
  • 1 yema
  • 1 pizca de sal
  • 1 cucharadita de cacao en polvo
tarta sopa de letras_galletas

Batir la mantequilla blanda con el azúcar y la yema, añadir la harina, mezclar hasta que se forme una bola.

Extender con el rodillo entre dos hojas de papel vegetal, ligeramente espolvoreadas de harina. Dejar de un grosor de 3 o 4 mm.

Poner sobre una bandeja y enfriar un par de horas o toda la noche. Cortar un cuadrado de 21 cm de lado y dividir en 36 cuadraditos. A continuación se marcan las letras con los tipos untados de cacao.

Cocer con aire en el horno precalentado a 170º durante unos 10 minutos, vigilando para que no se quemen. Dejar enfriar antes de tocarlas porque son muy frágiles.

Brownie

  • 110 de chocolate
  • 110 de mantequilla
  • 140 de azúcar
  • 2 huevos
  • 110 de harina
  • ½ cucharadita de levadura en polvo

Poner el chocolate partido en trozos pequeños en un cuenco con la mantequilla, fundir a baño maría o en el microondas. Mezclar bien y añadir los huevos de uno en uno, el azúcar y por último, la harina tamizada con la levadura.

Extender la mezcla en un molde cuadrado de 21 cm de lado engrasado con mantequilla y forrado con papel vegetal. Alisar la superficie con una espátula. Mantener en frío mientras se prepara la crema de queso.

Cheesecake

  • 250 g de queso crema
  • 60 g de azúcar
  • 1 huevo y 1 clara

Montar las claras con la mitad del azúcar. Mezclar la yema con la crema de queso y la otra mitad del azúcar con un tenedor.

Incorporar las claras montadas poco a poco, con movimientos envolventes.

Echar la mezcla de queso sobre el brownie, alisar la superficie con una espátula.

Cocer en el horno precalentado a 180º durante 30 minutos. Bajar la temperatura a 160º y mantener otros 15 minutos, pinchar el centro con un palillo para ver si está listo.

Dejar reposar diez minutos, sacar del molde con la ayuda del papel. Poner a enfriar en una rejilla, quitar el papel y pasar al plato de servir. Colocar encima la placa de galletas.

Antes de repartir la tarta, jugar a descubrir los nombres escondidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.